Millones de personas salieron a las calles de diferentes ciudades de Estados Unidos, para manifestarse en contra de la violencia racial, luego del asesinato de George Floyd. 

El actor John Cusack fue uno de los que se sumó a las multitudinarias marchas del «Black lives matter» y en medio de la protesta se convirtió en víctima.

Varios efectivos agredieron al actor con sus bastones mientras intentaba registrar los disturbios ocurridos en la concentración, que si bien muchas se llevaron a cabo de forma pacífica, otras derivaron en saqueos, quema de vehículos policiales y una fuerte represión. Vía redes sociales, el reconocido artista -afamado por películas como BeingJohn Malkovich, contó que se encontraba grabando lo sucedido cuando fue interceptado por un grupo de policías. 

Luego, el actor compartió una grabación en la que se puede ver al auto prendido fuego a la distancia mientras varios policías lo custodian: «Estos fueron algunos de los pacíficos oficiales que gentilmente pusieron a punto mi moto con sus bastones», ironizó Cusack.